¿Cómo es una dieta para personas con gastritis? 

dieta para personas con gastritis

¿Cómo es una dieta para personas con gastritis? 

 

Esta puede ser una de las preguntas que más se repiten en tu día a día. Puede que tengas un diagnóstico como este y quieras aprender a cambiar tus hábitos de alimentación. No se trata de una dieta demasiado restrictiva o específica, en realidad lo más importante es conocer y escuchar tu cuerpo. Lo ideal es una dieta para personas con gastritis nutritiva y saludable donde se incremente el consumo de los alimentos que son mejor tolerados por el estómago. Además, se debe eliminar o reducir el consumo de aquello que sean dañinos o irritantes.

 

Con la elección correcta de los alimentos se pueden disminuir los síntomas molestos de la gastritis. La inflamación, el dolor y la irritación pueden provenir de alimentos que consumimos a diario y que no son bien tolerados. No olvides que el tratamiento farmacológico y nutricional siempre debe estar vigilado y asesorado por un médico especialista. 

 

dieta para personas con gastritis; recomendaciones generales.

 

Vamos a empezar con algunas pautas generales para que puedas reestructurar tu forma de alimentarte.

 

  • Come en porciones pequeñas y con más regularidad. Esto le va a dar la oportunidad al estómago de no esforzarse tanto en la digestión.
  • Mantén a la vista los alimentos recomendables. Cuando identifiques un alimento que no causa malestares, es importante comerlo siempre que sea posible. Papas, arroz, zanahoria, calabaza, col cocida, manzanas, plátanos, aceite de oliva o vegetales son buenas opciones.
  • Tipo de cocción. Los alimentos cocidos al vapor, hervidos, purés, sopas o cremas son ligeros y fáciles de digerir. Recuerda que entre más humedad conserven, más fácil será para tu estómago.
  • Temperatura de la comida. El extremo en las temperaturas también puede causar irritación. Procura tomar comidas que no estén demasiado calientes ni demasiado frías.
  • Hidratación. El agua es una de las mejores formas de ayudar a la digestión.

 

Crear un menú para personas con gastritis no es tan difícil como parece. Solo debes saber cuáles son las propiedades de los alimentos que hacen sufrir a nuestro estómago. Para darte una idea de cómo es una dieta para personas con gastritis, vamos a hablar de alimentos que puedes encontrar fácilmente en cualquier supermercado.

 

En el desayuno.

 

Esta es la primera comida del día y debes tomar en cuenta que el sueño implica un periodo de tiempo de ayuno bastante prolongado. La leche o yogur desnatado son buenas fuentes de proteínas, sin un contenido de verdad tan alto. 

 

El pan es una de las formas más fáciles de desayunar. Puedes ir por opciones integrales o pan blanco según tus preferencias y tú tolerancia. El acompañamiento puede ser dulce o salado y aquí no hay tantas restricciones. Puedes ir desde el jamón de pavo, pero también opciones dulces como mermeladas bajas en azúcares.

 

Puedes complementar con galletas, queso fresco u descremado, zumos o infusiones y frutas.

 

Para la merienda 

 

Puedes ir por tus preferencias, siempre que sean alimentos ligeros y fáciles de digerir. Las frutas en piezas enteras o en compotas son buenas opciones. También puedes tomar infusiones con propiedades digestivas, sándwich de aguacate y huevo, etc. Evita los alimentos empacados con sabores artificiales y colorantes.

 

Es hora de la comida

 

Aquí hay muchas opciones, pero vamos a darte un menú completo en el que puedas hacer sustituciones según tus propios gustos.

 

Entrante. Los purés de verduras van muy bien como los de calabacín, patatas junto con acelgas, arroz tipo jardinera, macarrones con jamón cocido y otro tipo de verduras.

 

Fondo. Este es el lugar para introducir una buena porción de proteína. Puede ir por el clásico pollo asado sin piel, ternera a la plancha, pescado al vapor o hervido, lomo de cerdo al horno, etc. Esta proteína puedes acompañarla con vegetales como repollo, rábano, remolacha, zanahoria, rúcula, espinaca entre otras que no generen flatulencias. Los puede cocer asados, blanqueados o salteados.

 

Para el postre puedes comer piezas de frutas, natillas con calabazas asadas.

 

Merienda de la tardes 

 

Puedes ir por infusiones si hace frío o por una bebida refrescante si es verano. Las galletas o natillas caseras con leche descremada son un buen acompañamiento.

 

En la cena 

 

Lo ideal es ir por comidas ligeras y fáciles de digerir. Puedes elegir vegetales, verduras, sopas o cremas. También están las proteínas magras con guarniciones ligeras.

 

Algo que queremos dejar claro es que no debes limitar tus opciones más de lo necesario. Es ideal seguir las sugerencias generales, pero siempre teniendo a la vista que las tolerancias pueden cambiar mucho de persona a persona. Procura que tu dieta sea lo más variada posible e identifica los alimentos y las cantidades que causan los síntomas de las gastritis. No dejes de lado que al principio tu estómago puede estar muy sensible, pero con el tratamiento, se va a tornar más resistente. Justo en este momento y de forma progresiva puedes incorporar alimentos nuevos. RECUERDA siempre hacerlo de forma progresiva con porciones pequeñas e ir aumentando la regularidad.

 

Los planes bajos en grasa, fibra y azúcares son los mejores para el estómago. Este tipo de alimentos requieren más esfuerzo para ser digeridos, por lo que puede aumentar las dificultades en el vaciado gástrico. Una dieta ligera y controlando el consumo de estos alimentos te va ayudar a reducir los síntomas de la gastritis.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir